Rompiendo barreras invisibles a través del deporte

Fotografía: Manuel «El Chino» Quintero

Por: Jose Daniel Acevedo Yepes

 

Las historias en el Babyfútbol no solo provienen de los deportistas… en ocasiones, los aficionados toman el protagonismo. Este es el caso del niño Emmanuel Molina, integrante de la Corporación Unión C13, entidad de la comuna 13 de Medellín que vela por los derechos de los niños y niñas que viven en esta zona vulnerable de la ciudad.

“La Policía de Infancia y Adolescencia, con el respaldo de la Corporación Deportiva Los Paisitas, ha querido involucrarse en este bonito festival, trayendo diariamente a 25 niños y niñas que hacen parte de las comunas con mayor comportamiento delictivo, para sacarlos de esos espacios negativos y de esta manera acercarlos al deporte y el buen uso del tiempo libre” mencionó la Teniente Silvia Mantilla.

Emmanuel Molina es uno de los 25 niños afortunados de diferentes barrios de la comuna 13. Para él es la primera vez que puede observar el Babyfútbol desde tan cerca. La sonrisa en su rostro por estar en la famosa Marte 1 es imborrable. “A mí me gusta mucho el fútbol, quiero jugar el Babyfútbol y sueño con ser un jugador profesional”, mencionó Emmanuel.

“La Corporación Unión C13 busca romper con las barreras invisibles y construir puentes visibles a través del trabajo social”, expresó Jairo Zapata, director de la Corporación. De esta manera, Emmanuel pudo observar de cerca sus objetivos gracias a la Corporación Deportiva Los Paisitas a la Policía de Infancia y Adolescencia y la Corporación C13.